Riad en Madrid

Daniel Faria.PNG

 

Publicado por Daniel Faria

Madrid, mi lugar en el mundo

Riad es una palabra árabe que significa jardín oculto o paraíso… Os propongo un repaso por los ‘Riad’ de Madrid. Rincones verdes, espectaculares, y a veces muy desconocidos, ocultos en casas/museos o detrás de infranqueables tapiales.

Los tesoros verdes que se esconden en los rincones más inesperados de la capital tienen una historia que contar: uno se diseñó para un príncipe, otro lo imaginó un marqués, alguno fue el huerto de un convento de monjas Bernardas y los hay que sirvieron de refugio e inspiración a un escritor del Siglo de Oro. Descubre los jardines secretos de Madrid y su vida más allá de la historia.

Jardín del Museo Cerralbo. El jardín de estilo clásico-romántico que contemplamos en la actualidad es una recreación hecha en 1995 por la paisajista Lucia Serredi, siguiendo el boceto original que diseño el Marqués hacia el año 1880. En los 540 m² de este jardín destacan dos estilos, el italiano, con un estanque central y bustos de emperadores romanos repartidos por el jardín; y el inglés en la distribución de plantas y caminos curvos. Durante el verano suele servir de escenario a conciertos y actividades culturales al atardecer. Calle Ventura Rodríguez, 17 (metro Ventura Rodríguez) 915 47 36 46. Entrada libre jueves, de 17.00 a 20.00 (apertura extraordinaria); sábados, a partir de las 14.00 y domingos, de 10.00 a 15.00.

Jardín del Príncipe de Anglona. Situado en el corazón de La Latina, es uno de los más bellos y desconocidos, a pesar de portar el título de único jardín colgante de Madrid. Este pequeño remanso de paz, de 500 m², vincula su historia a la Casa Palacio del Príncipe de Anglonay su trazado original pertenece al arquitecto y paisajista Nicolás Chalmandrier, autor, entre otros, de los jardines de El Capricho (1761). Desde 2002 es propiedad del Ayuntamiento de Madrid y responsable de la remodelación que vemos en la actualidad. Calle Príncipe de Anglona, s/n (metro La Latina). Entrada libre, todos los días de 10.00 a 22.00.

Jardín de la Casa-Museo de Lope de Vega. Es uno de los secretos mejor guardados del centro de Madrid. Según describió el propio Lope en sus cartas y poemas, en este rincón hallaba la paz e inspiración necesaria para componer.  Aún mantiene el diseño y el pozo original de la época. La casa reconstruye con bastante fidelidad el espacio donde habitó el escritor desde que la compró en 1610 hasta su muerte en 1635. El espacio cuenta con palomar, brocal, flores y árboles donados por particulares, como el  Laurel que aún hoy florece, regalo de los Hermanos Álvarez Quintero. Calle Cervantes, 11 (metro Antón Martín). Entrada libre, de martes a domingos, de 10.00 a 18.00.

Jardín del Museo del Romanticismo. Pequeño y recóndito remanso de paz en el corazón de Malasaña. Sede del Museo Romántico desde 1924, el edificio de estilo neoclásico fue construido como residencia del marqués de Matalla en 1776. Dentro de las diferentes fases de restauración del museo, el jardín se rehabilito por última vez en 1997.  Se trasplantaron arbustos y se mantuvieron los árboles de mayor tamaño, como su espectacular magnolio. Calle San Mateo, 13 (metro Tribunal). Entrada libre, de martes a sábado de 9:30 a 18:30: domingos de 10:00 a 15:00. A partir de mayo, de martes a sábado de 9:30 a 20:30: domingos de 10:00 a 15:00.

Jardín del Huerto de las Monjas. Es el más desconocido y asombroso de todos, y su rareza la aportan la ubicación y su historia. Este pequeño oasis formo parte del desparecido convento del Sacramento (1615), perteneciente a la orden de las Bernardas Descalzas hasta 1976, año en el que fue demolido.  Actualmente es de titularidad municipal y sobrevive entre oficinas y viviendas de construcción moderna. La primavera y el otoño le favorece y en él la calma sigue siendo sagrada. El espacio cuenta con árboles frutales, plantas, un pequeño mirador y una espectacular fuente del siglo XVIII realizada en París y  que originalmente estaba en el también desaparecido palacio de los Duques de Montellano, en el Paseo de la Castellana, demolido en 1966.  Calle Sacramento 7 o Calle del Rollo, 5 (metro Ópera). Entrada libre, de lunes a viernes de 7:00 a 22:00.